Proyecto Leibowitz. TALLER DE ESCRITURA GRATUITO DE LITERAUTAS.COM.


Taller de Escritura gratuito de Literautas.com.

Microrrelato enviado al Taller de Escritura gratuito de Literautas.com.
Taller de #escritura nº10. Móntame una escena entre libros
Recopilación de textos del taller. Escena nº 10

Proyecto Leibowitz.

– Bienvenido a las instalaciones del proyecto Leibowitz.
Mientras bajaba en el ascensor, había comenzado a sonar por la megafonía una locución informativa. Una voz femenina, sintética y agradable.
– Ha sido seleccionado para formar parte del proyecto más importante de la humanidad.
El descenso estaba siendo más largo de lo que había imaginado.
– A su llegada, deposite sus pertenencias para su custodia y la seguridad del centro.
Una sala cuadrada, más espaciosa de lo que uno pudiese esperar encontrarse tras descender un pozo tan profundo. En un lateral, una bandeja iluminada mediante LED, me invitaba a desprenderme de lo que llevaba en los bolsillos.
– Avance y atraviese el círculo metálico para confirmar que se ha desprendido de todo.
Al cruzar el circulo, se abrió inmediatamente una puerta frente a mí. Tras ella una persona vestida como un monje, con una sudadera de capucha y bolsillo canguro con ambas manos dentro.
– Acompáñeme por favor.
Le seguí a través de una serie de pasillos, estrechos y altos, dando una sensación extraña, religiosa, ese lujo del espacio desperdiciado para demostrar poder.
Tras casi diez minutos de corredores, una puerta metálica de dos hojas se abrió al llegar.
Dentro una enorme biblioteca se extendía desde el suelo hasta casi perderse en un techo a más de 50 metros de altura. Una luminosidad tenue pero suficiente para ver todo y apreciar su grandeza. En el suelo, marcas con flechas e indicaciones. Letras sueltas junto a ramas completas del saber humano. Pasillos a izquierda y derecha repletos de libros. Todos brillando bajo los típicos envases al vacío que los protegían del deterioro. El monje sacó una navaja de su chaqueta y la introdujo entre la portada y el plástico que forraba el libro. Con cuidado y lentamente, pero sin darse cuenta de la barbaridad que estaba cometiendo abrió el envase. Metió la mando dentro y sacó el libro de papel con las manos desnudas. Lo abrió y fue tocando las páginas con los dedos.
– ¿Qué está haciendo? – le pregunté.
– Quería leerle un pasaje – con el dedo dentro del libro, lo giró con soltura para enseñarme el lomo – ¿Conoce «La Tierra permanece»?
– Pero no necesitaba abrir el libro, tocarlo, manosearlo. Podría haberme dicho el título y el pasaje y lo habría visto en digital.
¿Qué locos eran estos que en vez de custodiar los libros se permitían el lujo de estropearlos? Me miraba de arriba a abajo, con sorpresa o curiosidad. ¿Qué esperaba que hiciera? Soy un amante de los libros, un guardián en la sombra, soñando con conocer y ayudar en la instalaciones secretas más importantes… y llego aquí y me encuentro a este viejo loco, que maltrata lo más sagrado.
– ¡Qué tonto he sido! Me estoy haciendo mayor, perdona por mostrar esta falta de respeto ante un futuro monje. Si me permite voy a acompañarle a otra sala.
Al fondo de la biblioteca había una puerta, al llegar se abrió de forma automática.
– Usted primero – me dijo.
Y justo tras de mí la puerta se cerró bruscamente.
– Por favor, recoja sus pertenencias y vuelva a tomar el ascensor de salida. Ha sido un placer contar con su presencia. Lamentablemente no ha sido seleccionado para el proyecto. Puede que volvamos a contar con usted más adelante. No deje de amar, proteger y rescatar cualquier libro que encuentre.

– ¿Qué ha ocurrido? ¿Por qué no ha superado la prueba?
– Hermano no se ha dado cuenta de que los libros son para usarse, para leerse. Tenemos la sagrada misión de conservarlos, pero eso no significa que los veneremos hasta el punto de no querer tocarlos.
– Me lo imagino, se alteró mucho al ver como abrías uno.
– Sí, fue horrible ver ese pánico ¿Cómo pudimos estar tan equivocados con un candidato?
– No se preocupe hermano Lauro. El año que viene, tal vez.
– Eso espero, eso espero.

Había sido rechazado y ni siquiera habían tenido la decencia de decirme por qué. En el ascensor volví a contar el tiempo para estimar la profundidad. Pero no coincidió con el de bajada. Igualmente, tras taparme los ojos e introducirme en la zona de carga del vehículo conté giros, curvas, baches, todo. Nada coincidió con la ida. Otro fracaso de un agente del gobierno. Probablemente me expulsasen de la agencia. Sin embargo, no creo que haga falta destruir los libros, estos locos ya lo están haciendo por su cuenta.

 

Enlace en literautas.com

Etiquetado , ,

3 pensamientos en “Proyecto Leibowitz. TALLER DE ESCRITURA GRATUITO DE LITERAUTAS.COM.

  1. manuti dice:

    Comentario 1:

    Forma
    Aspecto destacado positivamente

    La narración y descripciones son buenas, austeras, sin agregar adornos innecesarios, ambientando una realidad futura que parece ser igualmente minimalista.

    Podría mejorarse

    Me parece que la forma es apropiada,solo quizás los diálogos de la voz de la megafonía debiera ir entre comillas.

    Contenido
    Aspecto destacado positivamente

    El final, y en particular el último pensamiento, me parece original y apropiado como forma de desenlace de la historia.

    Podría mejorarse

    La idea futurista en la que los libros sean preservados secretamente no me parece mala, pero tampoco sorprendente, y en cierta medida, la clave de la ficción es deslumbrar.Tampoco me queda claro el por qué un monje tiene que preguntar la razón de que se expulse al postulante, ya que al ser un monje, debería entender plenamente el verdadero significado de su misión. (Además para llegar a ser un monje, posiblemente pasó la misma prueba o algo similar).

    Opinión personal
    Seguramente sin el límite de palabras podrías construir el marco completo de la ficción, ya que en tan pocas, resulta difícil. Sigue adelante.

  2. manuti dice:

    Comentario 2:

    Forma
    Aspecto destacado positivamente

    El texto va al grano sin marearte o dar muchas vueltas, se consigue trasmitir la idea principal que es muy buena. El lenguaje es algo monótono pero efectivo.

    Podría mejorarse

    Se me ha echo alto atropellado el ritmo. En el cambio de narrador de primera persona a externo, me he llegado a confundir un poco, se podría haber suavizado algo más. He echado en falta algunas metáforas para describir el lugar al que llega, la sensación a sido algo fría.

    Contenido
    Aspecto destacado positivamente

    Admito que me ha parecido una idea muy original, con ese toque de ciencia ficción usando evidentemente el tema actual de “libros en papel frente a libros electrónicos”. Una buena forma de plasmarlo.La atmósfera que se crea está llena de misterio y atrapa desde la primera línea.

    Podría mejorarse

    Me han faltado algunas ocurrencias o comentarios del protagonista para poder conocerlo mínimamente, aunque sé que es difícil con tan pocas palabras.

    Opinión personal
    Lo que más me ha sorprendido es el planteamiento de la historia usando el género futurista, muy grata sorpresa. Quizás se hace algo atropellada la lectura pero a mi me ha resultado muy ameno. Mi más sincera enhorabuena por la idea.

  3. manuti dice:

    Comentario 3:

    Forma
    Aspecto destacado positivamente

    Me gusta porque el texto va directamente a la acción, sin demasiado preámbulo, cosa que se agradece en estos textos tan cortitos.

    Podría mejorarse

    Creo que tendrías que echarle un vistazo a la puntuación. A veces hay comas donde debería haber puntos y esas cosas. Son cosas que molestan un poco en la lectura. También a veces las frases están construidas de manera un poco extraña, dando la sensación de que faltan verbos.

    Contenido
    Aspecto destacado positivamente

    Me gusta mucho la idea. Quizás está un poco manido eso de conservar los libros, pero le das un giro original, con lo de los monjes subterráneos.

    Podría mejorarse

    Quizá le falta un poco de lógica interna. Cuando acabo de leer el texto, comienzan a surgir preguntas: ¿por qué el gobierno necesita introducir agentes para destruir los libros? Parece ser, por lo que dice el texto, que hay copias digitales. Si las hay, entonces, la destrucción del conocimiento no es inherente a la destrucción de los libros. Por otro lado, si hay una institución tan sofisticada destinada a hacer perdurar los libros y parece además que el mensaje en la sociedad es el de cuidarlos y rescatarlos -puesto que se buscan candidatos al parecer abiertamente- ¿cuál es el objeto de esconderlos tanto? Creo que en tu cabeza las cosas deben estar más claras de lo que se refleja en el texto, pero tienes que encontrar la manera de que no queden hilos sueltos en la historia.

    Opinión personal
    En conjunto, me gusta la historia. Me gusta cómo está escrita y también lo que cuenta. Creo que con pequeños retoques puede ser una historia muy buena.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: